Derivado – ¿Qué es un derivado?

Un derivado es un producto financiero cuyo precio comienza con el precio de otro activo.

Con SumUp Invoices puedes facturar a tu negocio de una forma muy sencilla. Empieza ahora.

En el mundo financiero, un derivado es un producto cuyo valor de mercado se basa en el precio de otro activo.

Este otro activo se denomina soporte y puede ser acciones, valores de renta fija o variable, tipos de interés, materias primas, bonos de deuda o índices bursátiles.

Características de un instrumento financiero derivado

Una derivada se define por los siguientes aspectos:

  • Por lo general, cotiza en bolsas de valores, pero también puede cotizar en mercados no organizados.

  • Su precio varía en función del precio del activo subyacente.

  • Su inversión inicial es pequeña o nula en comparación con otros tipos de instrumentos financieros.

  • Debe liquidarse en una fecha determinada.

En cuanto a su tipología, estamos hablando de dos tipos de derivadas:

  • El futuro. No tienes que invertir nada para comprarlos, pero se contrae la obligación de pagarlos. Presentan un alto riesgo, pero también grandes beneficios.

  • Opciones. Cuando invierte en ellos, debe pagar una pequeña cantidad (generalmente pequeña). Significa una apuesta con menos riesgo que los futuros, porque si se pierde, el límite de pérdida será la cantidad pagada previamente. Ahora, si obtiene beneficios, estos pueden ser ilimitados.

Por que derivados

Los derivados financieros aparecieron en la década de 1970 en un contexto económico inestable: tasas de precios e inflación más volátiles, aumento del déficit público, variabilidad del tipo de cambio, etc.

Este nuevo escenario ha llevado al mundo financiero a innovar con una nueva herramienta de gestión de riesgos. La idea clave es que en un entorno dominado por la incertidumbre, es posible convertir el riesgo en beneficios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Salir de la versión móvil